sábado, 20 de abril de 2013

CAPTAIN AMERICA

Steven Grant Rogers nació en Nueva York, Estados Unidos durante los años de la Depresión y creció en una familia pobre. Su padre murió cuando aún era niño, y su madre cuando apenas empezaba a dejar la adolescencia. Era un estudiante de Bellas Artes cuando, horrorizado por los crímenes cometidos por los nazis en Europa, trató de alistarse en el ejército estadounidense, pero fue rechazado por su pobre condición física. Sin embargo, un oficial del ejército le dijo que buscaba voluntarios para un proyecto secreto del gobierno y le ofreció participar en él como sujeto de pruebas. Rogers se convirtió en el conejillo de indias de la Operación: renacimiento, que tenía como objetivo crear un grupo de soldados extraordinarios que permitieran ganar la guerra contra los nazis, usando una droga llamada suero del súper-soldado. Tras varias semanas de pruebas físicas, y de controles de salud, a Rogers se le administró por vía oral e intravenosa el suero. para proceder finalmente a un bombardeo de "rayos vita", una combinación especial de extrañas radiaciones, concebidas para acelerar y estabilizar en su cuerpo los efectos del suero. El resultado fue un éxito y Rogers adquirió el cuerpo del atleta perfecto. Desafortunadamente, un espía nazi que seguía el experimento mató al doctor Emil Erskine, encargado del proyecto y la fórmula se perdió para siempre, siendo Steve Rogers el único beneficiario del suero del supersoldado. Fue sometido a un programa intensivo de entrenamiento físico y táctico, aprendiendo gimnasia acrobática, técnicas de combate cuerpo a cuerpo y estrategia militar. Tiempo después recibió como primera misión detener a un peligroso nazi llamado Craneo Rojo, para lo cual fue vestido con los colores de su patria y se convirtió desde entonces en el Capitán América, jurando combatir a los enemigos de Estados Unidos. Después de esa primera misión siguió cumpliendo otras, todas ellas contra el ejército alemán y sus aliados. Al mismo tiempo, para salvaguardar su identidad secreta, Rogers fue asignado como soldado al fuerte Leight, en Virginia. Allí conocería a James Buchanan Barnes, mascota del fuerte, el cual un día descubrió el secreto de Rogers. Viéndose descubierto, el Capitán América decidió reclutarle y tras un entrenamiento exhaustivo, Barnes se unió al Capitán América bajo el nombre de Bucky. El Capitán América y Bucky pelearon contra los nazis durante toda la guerra, tanto en solitario, como unidos a los otros superhéroes como los Invasores, la Legión de la Libertad y los Campeones. Durante toda la guerra, el Capitán América sirvió tanto como símbolo de la libertad, como guerrero de América, hasta que en los últimos días de la guerra, el Capitán América y Bucky se enfrentaron a otro agente nazi, el Barón Zemo I, quien pretendía lanzar una bomba sobre Londres. Los dos héroes intentaron detener el lanzamiento, saltando sobre la bomba en marcha e intentando desactivarla, el resultado fue la muerte de Bucky y la caída del Capitán América a las frías aguas del Ártico en lo que parecía una muerte segura. Sin embargo, la fórmula del supersoldado impidió la cristalización de los fluidos corporales, permitiendo al Capitán América entrar en un estado de animación suspendida. Durante décadas, permaneció en un bloque de hielo, y fue encontrado por unos esquimales, que lo habían confundido con un dios, y lo adoraban como a tal. Esto fue hasta la llegada de Namor, el Sub-Marinero (Sub-Mariner), que tras haber sido derrotado por Los Vengadores y furioso al ver a los esquimales adorando aquel bloque de hielo, lo lanzó al agua. Al entrar en contacto con las aguas, el bloque de hielo comenzó a deshacerse, y el cuerpo del Capitán América fue encontrado medio congelado por los Vengadores, que volvían de combatir a Namor. Los Vengadores reconocieron al Capitán América, lo revivieron, y le ayudaron a integrarse en el mundo actual, ofreciéndole un puesto entre ellos. Aunque en un principio el Capitán América tuvo problemas para adaptarse a la nueva vida, años después de la que él había vivido, poco a poco fue adaptándose, gracias a la ayuda de los Vengadores, y sobre todo de un joven, de apariencia y espíritu similar al de su fallecido compañero Bucky. Se trataba de Rick Jones, que en esos primeros años estuvo junto al Capitán América como compañero. Pronto el Capitán América vio que no solo él había sobrevivido todos aquellos años. Antiguos enemigos, como Craneo Rojo o el Barón Zemo I seguían activos, y el Capitán América volvió a combatir a esas viejas amenazas, así como a otras nuevas, como A.I.M o H.Y.D.R.A. Al mismo tiempo también colaboraba con los Vengadores, hasta que una reestructuración del grupo, le llevó por primera vez a ser su líder. Dirigiendo a una nueva alineación, se convirtió en su indiscutible líder y en su miembro más representativo. Tiempo después, el Capitán América conocería a la que sería uno de sus grandes amores tras su "resurrección": la agente de S.H.I.E.L.D. Sharon Carter, con la que mantuvo un romance, hasta la muerte de ésta. El Capitán América pronto descubrió que en este mundo, los ideales que regían en sus tiempos ya no eran tan firmes, lo que le provocó grandes desilusiones, y crisis de identidad. En una de ellas, el Capitán América, llegó a dimitir, y a mostrar públicamente su identidad de Steve Rogers, aunque este hecho pronto demostró ser un problema, cuando antiguos enemigos suyos empezaron a atacar a aquellos que Rogers conocía. Para solucionarlo, el Capitán América fingió la muerte de Rogers para dejar de tener ese acoso, aunque finalmente, este problema desapareció, cuando el Fantasma del Espacio borró de la memoria colectiva del planeta cual era la verdadera identidad del Capitán América, por lo que Rogers pudo volver a la vida normal. Después de que Rick Jones se marchara de su lado, para unirse primero a Hulk y después al Capitán Marvel, el Capitán América conoció a Sam Wilson, al que entrenó y después hizo su compañero, bajo el nombre de el Halcón, con el que combatió al crimen durante largo tiempo. Poco después, el Capitán América obtuvo un tratamiento, que le dotó de fuerza sobrehumana durante cierto tiempo. Todavía era superfuerte, cuando en una lucha contra el Imperio Secreto, el Capitán América descubrió que el jefe de la organización, era el propio presidente de los Estados Unidos. Este golpe a sus ideales del sueño americano, llevó a Rogers a abandonar su papel de Capitán América. Poco después, asumió la identidad de Nómada, para continuar la lucha contra el crimen y tras la muerte del Capitán América V, volvió a su antigua identidad. Poco después Rogers conoció a otra mujer que marcó su vida, se trataba de Bernie Rosenthal, vecina del piso de Rogers, con la que inició una relación y llegó incluso a decirle su identidad secreta. En esa época, el Capitán América seguía como miembro de los Vengadores, y aunque viejos enemigos habían desaparecido (Barón Zemo I, el Aborrecedor,etc.), otros habían continuado o emergido como amenazas (Batroc, Barón Zemo II, Armin Zola, etc.) pero el Capitán América los seguía combatiendo, bien en solitario, o junto a su nuevo compañero, el Nómada II, un joven llamado Jack Monroe. Precisamente fue Nómada, drogado por El Craneo Rojo, quien envenenó la sangre del Capitán América para que envejeciera más rápidamente. Esto llevó al Capitán América a una lucha con un Craneo Rojo que también envejecía con rapidez. Finalmente fue el Craneo quien cayó derrotado y aunque le rogó al Capitán América que le matara, Rogers, contrario a cualquier muerte, no lo hizo. Pese a todo El Craneo murió finalmente al fallarle el corazón (en realidad solo murió su cuerpo, ya que su mente fue transferida por Armin Zola a un clon del cuerpo de Rogers). Tiempo después, el Capitán América tuvo su primera batalla contra el Sin Banderas, al que derrotó en una primera ocasión, pero en una segunda ocasión, tras el secuestro de un avión, el Capitán América hubo de matar a uno de los hombres de Sin Banderas, que amenazaba con matar a los rehenes.
El hecho de quitar la vida a un hombre, provocó en Rogers graves remordimientos. El Capitán América abandonó su identidad de Steve Rogers, y estuvo una temporada viajando por América. Se enfrentó entonces a un nuevo grupo de villanos, la Sociedad Serpiente. Una de los miembros de dicho grupo, Rachel Leighton, Iguana, se convertiría en compañera del Capitán América, tanto en sus misiones como en lo sentimental. Por entonces, una comisión gubernamental descubrió la identidad de Rogers como Capitán América y le obligó a tomar la decisión más difícil de su vida: o se ponía al servicio del gobierno de nuevo y dejaba de actuar por libre, o abandonaba la identidad del Capitán América. Después de mucho pensarlo, y viendo que no sería capaz de servir a un gobierno cuyos ideales no comulgaba, Rogers abandonó oficialmente su identidad de Capitán América, para pasar a ser El Capitán. Vistiendo un traje negro similar al que había llevado durante tantos años, y con un escudo que le proporcionó su buen amigo Tony Stark, alias Iron Man, Rogers consiguió un nuevo compañero, el Hombre D, y siguió combatiendo al crimen, mientras que la comisión le daba su mítica identidad a John Walker, un antiguo enemigo del Capitán América conocido como El Superpatriota (después USAgent), que le tacharía en su día públicamente de estar viejo y sin fuerzas para defender a su país. Finalmente, el Capitán América descubrió que el Craneo Rojo estaba detrás de la comisión que le investigó, y después de derrotar al nuevo Capitán América, recuperó su identidad. Hace poco se descubrió que el suero del Supersoldado estaba empezando a desaparecer y que cuanto más esfuerzos hacía el Capitán América, más se deterioraba su cuerpo. Ante la disyuntiva de abandonar su trabajo como Capitán América o perjudicar su salud, eligió seguir combatiendo, al tiempo que buscaba una solución. Sin embargo, el colapso físico llegó antes que la solución, y el Capitán América estuvo a punto de morir de un paro cardíaco. Sin embargo, fue salvado por el Craneo Rojo, que había obtenido una cura para la degeneración del suero de la villana Superia, que lo había desarrollado a cambio de la obediencia de Iguana. El Craneo compartió la cura con su archienemigo, a cambio de que le ayudara derrotar el Culto del Cubo Cosmico.
Durante esta aventura, se reencontró con Sharon Carter, que resultó no haber muerto años atrás. El Capitán América volvió a los Vengadores para enfrentarse al malvado Onslaught. Aunque aparentemente murió junto al resto de los Vengadores y los 4 Fantásticos, en realidad fue enviado a un universo de bolsillo con los demás héroes por Franklin Richards, el hijo de Reed y Sue Richards. Allí revivió su vida hasta que todos descubrieron lo que había ocurrido y consiguieron regresar a la dimensión de la Tierra real, aunque el Capitán América no recordó lo sucedido en esa dimensión. Tras esto, continuó con los Vengadores, a los que supervisó durante una fuerte reestructuración y continuó sus aventuras en solitario, retomando su identidad de Steve Rogers y teniendo una breve relación con Connie Ferrari. Recientemente, estalló la llamada Guerra Civil entre la comunidad superheróica de Marvel. Esta guerra viene motivada por la promulgación de una ley por parte del gobierno de los Estados Unidos que obliga a todos los superhumanos a registrarse y trabajar bajo las órdenes directas de S.H.I.E.L.D.. Tony Stark (Iron Man), se pone a la cabeza de quienes defienden esta ley, mientras que el Capitán América se opone firmemente porque ve en ella una vulneración de los derechos civiles y un intento del gobierno de controlar directamente a los superhéroes y utilizarlos para sus propios fines. Se forman dos bandos, los pro-registro liderados por Stark y los anti-registro, liderados por el Capitán América que, junto con el resto que se oponen a la ley, pasan a la clandestinidad y a ser perseguidos por el gobierno y sus antiguos compañeros y amigos de armas. Steve Rogers "murió" el 7 de marzo del 2007 en Captain America #25 (Vol. 5). Su muerte se produjo tras el final de la serie limitada Civil War, que finaliza con el Capitán América detenido por la policía por no querer someterse a su inscripción en la Ley de Registro de superhumanos adoptada por el gobierno de los Estados Unidos. Al ir a entrar en el juzgado para ser procesado, es tiroteado por un francotirador, que lo hiere en el hombro, estómago y pecho. Los disparos efectuados por su amiga Sharon, que estaba bajo control mental, en el estómago resultan ser mortales. Finalmente, muere poco más tarde en el Hospital Mercy. Después de la muerte del Capitán América, Sharon se percata de que está embarazada de Steve Rogers. Mas tarde se puso de manifiesto el regreso de un Capitán América, con un nuevo uniforme, éste nuevo Capitán América es el Winter Soldier (Bucky), quien acepta usar esa identidad después de leer una carta de Steve Rogers dirigida a Tony Stark (Iron Man) que contiene los últimos deseos de Rogers: Stark debe salvar a Bucky y el mundo todavía necesita al Capitán América. Stark acepta no interferir con las actividades del nuevo Capitán América, a pesar de su cargo como director de S.H.I.E.L.D. y su rol a favor del registro de los súperpoderosos.Tanto Cráneo Rojo como Doctor Faustus conspiran para que el llamado Gran Director (Capitán América de los años 1950s) tome el lugar del Capitán América y se enfrente a Bucky, quien es el actual Capitán América. En Captain America: Reborn #1 se revela que Steve Rogers en realidad no murió; el arma que se usó para asesinarlo lo trasportó a diferentes posiciones en el espacio y tiempo. Técnicamente, el Capitán América no posee superpoderes sino que posee realzadas sus habilidades naturales gracias al suero del Super-Soldado. Es bastante fuerte, en comparación a otros superheroes inferiores. Capitán América es un soldado experto en la lucha cuerpo a cuerpo, así como en la estrategia de combate. A través del suero del super-soldado, adquirió un cuerpo atléticamente perfecto y todas sus capacidades físicas (fuerza, velocidad, agilidad, destreza) fueron aumentadas hasta el máximo humano. Es capaz de levantar hasta 2 veces su propio peso, y sus reflejos son extraordinarios.A lo largo de los años desarrolló una técnica y habilidad inigualables en el uso del escudo que porta. Dicha habilidad ha sido incluso capaz de derrotar a distintos oponentes con evidente superioridad física. El Capitán América siempre lleva consigo un escudo virtualmente indestructible y creado por el doctor Myron McLain, un investigador científico experto en metalurgia contratado por el gobierno estadounidense durante la Segunda Guerra Mundial, para crear un nuevo y superior blindaje que pudieran utilizar para sus tanques. McLain consiguió accidentalmente una aleación con vibranium que jamás ha logrado ser repetida. Esta aleación fue creada accidentalmente y nunca se consiguió duplicar, aunque los esfuerzos realizados mediante ingeniería inversa dieron lugar a la creación de adamantium. El escudo es capaz de absorber fácilmente ondas de choque, o cualquier otra forma de ataque, además está perfectamente equilibrado, y si la persona que lo lanza es hábil el escudo vuelve a sus manos. Este escudo le sirve tanto para defenderse como para atacar. Posee unas cintas reforzadas para poder sujetarlo con firmeza y para poder colgárselo a la espalda cuando no lo usa. En ocasiones en las que perdió su escudo utilizó otros diferentes. Uno de ellos, generado fotónicamente, puede ser transformado en un látigo de energía. La primera aparicion de Captain America es en Captain America Comics #1 (1941) y es creado por Jack Kirby y Joe Simon.