jueves, 21 de agosto de 2014

WENDIGO

Wendigo es un ser humano que ha sido mágicamente transformado en una bestia colosal, cubierta de pelo debido a una maldición. Esta maldición, cuyo origen es desconocido, afecta a cualquier persona que consume carne de cualquier otro ser humano, por las razones que sea. Al poco de practicar este acto de canibalismo, la persona que ha consumido carne, comienza ha manifestar todos los síntomas e instintos voraces del Wendigo. Wendigo suele aparecer como una figura de diez pies de grande, cubierta de pelaje blanco, con garras y grandes colmillos, no quedando rastro del ser humano que antaño fuera Wendigo. Todos los casos de posesión se han dado en los Bosques del Norte, en Canadá, tal vez debido a que la maldición se originara allí. Este ser posee fuerza sobrehumana, comparable a la de Hulk y Sasquatch, además de una gran resistencia al dolor y a las heridas. Se dice que es casi imposible matarlo. Personas poseídas por el Wendigo ha soportado puñetazos de Hulk, o han soportado las garras de adamantium del mutante Wolverine. La naturaleza mística del Wendigo hace que este sea inmune a cualquier tipo de enfermedades, o al paso del tiempo. Una vez una persona ha sido poseída por Wendigo, esta continua siendo poseído durante el resto de su vida, y solamente puede ser liberado de la maldición por medios místicos. En el primer caso documentado de la posesión de Wendigo, tres canadienses, Paul Cartier, Georges Baptiste y Henri Cluzot, estaban cazando en los Bosques del Norte, en Canadá, cuando fueron atacados por lobos. Cluzot fue herido de muerte en el ataque, y sus dos amigos lo llevaron hasta el interior de una cueva. Asediados por el hambre, finalmente Cluzot murió, y Cartier, en el umbral de la locura, y para evitar morir de hambre, se comenzó a comer la carne fresca del cadáver. Al hacer esto, Cartier cayó víctima de la maldición, transformándose en Wendigo. El ser mantuvo prisionero a Baptiste, con el objetivo de comérselo más tarde. Sin embargo, por medios desconocidos Baptiste logró emitir una llamada telepática, que fue oída por Hulk, que fue atraído hasta la región. Allí, Hulk primero se encontró con la hermana de Cartier, Marie, que confundió a Banner con el Wendigo, creyó que él era el asesino de su hermano. Finalmente, Hulk encontró la guarida del Wendigo, y liberó a Baptiste, al que llevó con Marie, el cual le reveló la verdadera historia del Wendigo. Hulk volvió a encontrare con Wendigo, y mientras Hulk combatía con su cuerpo, Cartier combatía con el Wendigo desde su interior, con la esperanza de ser curado. Sin embargo, la fuerza e invulnerabilidad del Wendigo demostró ser igual a la de Hulk, y el monstruo finalmente escapó. Durante la batalla, la mente de Cartier quedó definitivamente sumergida en la psique del Wendigo. En los meses siguientes, Marie estudió magia, con la esperanza de encontrar una cura para su hermano, Marie fue ayudada por Georges Baptiste, el cual creía que tenía una gran deuda con su amigo. Cuando Hulk regresó a Canadá, Marie le atrajo mágicamente hacia ella. Marie planeaba transferir la forma de Wendigo a la de Hulk, ya que este ya portaba consigo una maldición. Primero Marie tranquilizó a Hulk, y después logró someter a Wendigo. Tras esto comenzó el ritual, sin embargo, antes de que llegara a la fase crucial, Hulk se despertó y creyendo que el Wendigo estaba amenazando a Marie y Baptiste, y le atacó. En medio de la batalla, se interpuso entre ambos el mutante conocido como Lobezno, enviado por el gobierno canadiense para someter a Hulk. El mutante y Hulk lograron derrotar a Wendigo, y tras esto se enzarzaron en su propia batalla, mientras que Marie preparaba al Wendigo para el ritual de transformación. Tras esto, Marie creó un gas mediante el cual noqueó a los dos combatientes y devolvió a Hulk a su aspecto humano de Bruce Banner. Sin embargo, entonces Baptiste se dio cuenta de que Hulk no solo era un monstruo, sino también un ser humano normal, y abandonó la idea de ayudar a Marie a transpasarle la maldición. Entonces Marie intentó llevar a Banner hasta el interior de la cueva donde estaba Wendigo, sin embargo, entonces Banner se despertó transformándose en Hulk, y renovando su batalla contra Lobezno. Baptiste por su parte, entró en la cueva donde estaba Wendigo, y completó el ritual mediante el cual liberó a Cartier de su maldición, sin embargo, al mismo tiempo se condenó a si mismo, quedando bajo la maldición del Wendigo. Hulk logró derrotar a Lobezno, pero el Wendigo consiguió escapar. Wendigo fue visto atacando a campistas, a lo largo de la Bahía de Hudson, y los superhumanos de Alpha Flight, Guardián, Shaman y Ave Nevada, fueron enviados por el gobierno a investigar. Allí, los tres
 superhumanos se encontraron con Wolverine y con Merodeador Nocturno, que habían acudido a Canadá a solucionar los problemas entre los Hombres X y Alpha Flight. Una vez solucionados los malentendidos, los dos Hombres X se quedaron en Canadá para ayudar a la caza del Wendigo, el cual había atacado a unos campistas, y había capturado a una madre y su bebe para devorarlos. Finalmente, los cinco héroes se encontraron a Wendigo, y se enfrentaron a él, Ave Nevada usó sus poderes de metamorfosis, y se enfrentó al monstruo, logrando dejarlo sin sentido. Entonces Shaman usó su magia para liberar a Baptiste de la maldición, tras lo cual, fue detenido por los crímenes cometidos como Wendigo. Francoise Lartigue fue la siguiente persona en caer bajo la maldición del Wendigo. El y tres compañeros fueron atrapados por una ventisca en los Bosques del Norte. Finalmente, Lartigue se volvió loco, y asesinó a sus compañeros para comérselos, solamente para convertirse en Wendigo. El monstruo se encontró con el miembro de Alpha Flight y con Hulk, los cuales derrotaron a Wendigo y lo llevaron a la civilización para que fuera curado por Shaman. Desde entonces ha habido por lo menos otro Wendigo, que fue acusado de varias muertes en los bosques. A investigar estas muertes acudió entre otros, el periodista del Daily Bugle Peter Parker, alias Spiderman. Allí se encontró también con Wolverine, que investigaba la aparición de Wendigo. Ambos héroes se enfrentaron al monstruo, solo para descubrir que este no era el asesino, finalmente ambos exoneraron a Wendigo y capturaron al verdadero asesino.Wendigo posee una variedad de habilidades físicas sobrehumanas como resultado de la transformación por una maldición mística antigua. La maldición hace que cualquier persona que ingiere la carne de otro humano, mientras está en los bosques de Canadá, se transforme en el Wendigo. Wendigo posee fuerza sobrehumana física de un límite desconocido. Es sabido que el Wendigo posee fuerza suficiente para ir mano a mano con el Increíble Hulk. Aparte de su enorme fuerza, los tejidos del cuerpo del Wendigo son considerablemente más fuertes que los de un ser humano, dotándolo de durabilidad sobrehumana. El cuerpo de un Wendigo puede resistir los tiros de una ametralladora de alto calibre sin sufrir lesiones. Si un Wendigo es herido, puede recuperarse del trauma físico con tremenda velocidad y eficiencia, dando lugar a la cita "si lo derribas, sólo se volverá a levantar". El pelaje denso que cubre el cuerpo del Wendigo le otorga inmunidad a las duras condiciones del clima frío extremo común en las zonas en las que el Wendigo ha aparecido. Wendigo puede perder el conocimiento con la fuerza suficiente, como una lesión física grave y trauma, pero ha sido capaz de regenerarse de estar completamente destripado, incluyendo el tener su corazón extraído de su cuerpo.Sin embargo, el consumo de un corazón extirpado conferirá todos los poderes e incluso la forma del Wendigo de quien lo consume. Los dedos y los pies del Wendigo están inclinados con garras afiladas y retráctiles que son capaces de atravesar incluso la piel de Hulk, una hazaña que suele reservarse para el adamantio, debido a una combinación de la dureza de las garras y la fuerza física masiva del Wendigo. A pesar de que cada Wendigo fue una vez un ser humano, en la mayoría de los casos, muy poco queda de la persona que era antes. Posee poca inteligencia y puede considerarse no sensible y con la excepción de casos breves y poco frecuentes, es incapaz de recordar cosas de su vida anterior. Wendigo aparece por primera vez en Incredible Hulk #162 (Abril 1973) y es creado por Steve Englehart y Herb Trimpe.