sábado, 26 de octubre de 2013

BOLIVAR TRASK

Bolivar Trask era un antropólogo que vio el surgimiento de los mutantes como una amenaza para la humanidad. Bolivar fue también el padre de Larry Trask, quien irónicamente fue revelado como un mutante con poderes de precognición. Bolivar se había dado cuenta de esto y le dio a su hijo un medallón que suprimía sus poderes. La otra hija de Bolívar, Tanya, también era una mutante y su habilidad para viajar en el tiempo causó que desapareciera. Tanya seria rescatada por Rachel Summers en el futuro distante y se volvió parte de los Askani bajo el alias de Madame Sanctity. Bolivar decidió que la humanidad tenía que luchar contra los mutantes y desarrolló guardianes robóticos para los humanos, conocidos como los Centinelas. Su hijo Larry fue protegido de la habilidad de los Centinelas de detectar mutantes debido al medallón que Bolivar le había dado. Bolivar publicó artículos acerca de la amenaza de los mutantes. Uno de esos artículos mostraba una ilustración de tiranos mutantes manteniendo a los humanos como esclavos. Esta ilustración se convertiría en un símbolo de las relaciones entre humanos y mutantes, y varios años después Quentin Quire y su Omega Gang basarían sus apariencia en esa imagen. El profesor Charles Xavier invitó a Trask para un debate público acerca de las relaciones entre humanos y mutantes. Los argumentos de Xavier de que los mutantes eran como los humanos y que no eran malvados, no convencieron a Trask y el reveló a los Centinelas. Trask y sus científicos aparentemente habían creado una programación táctica y estratégica abierta y adaptativa para los robots. Trask no era un programador muy hábil y los centinelas se volvieron en su contra afirmando que eran superiores a los humanos. Los Centinelas partieron llevando a Trask con su primera creación, el Molde Maestro, quién le ordenó que construyera más Centinelas. Para detener a los Centinelas, Xavier llamó a sus X-Men. Los X-Men lucharon contra los Centinelas, pero Bestia fue capturado. Para que revelará los secretos de los X-Men, los Centinelas le ordenaron a Trask que usara un artefacto para leer la mente de Bestia. Trask descubrió que los X-Men eran mutantes protegiendo a la humanidad y se dio cuenta de que había estado equivocado. Ayudó a los X-Men a derrotar a los Centinelas al sacrificarse para destruir la base de los Centinelas. No obstante, la muerte de Bolívar no detendría a los centinelas; el Molde Maestro regresaría y el hijo de Bolívar, Larry, aún sin saber acerca de sus calidad de mutante, seguiría los pasos de su padre y crearía nuevos centinelas para vengar su muerte. Bolivar Trask apareció por primera vez en Uncanny X-Men #14 (Noviembre 1965) y es creado por Stan Lee y Jack Kirby.