miércoles, 1 de mayo de 2013

GREEN GOBLIN I

Buscando restablecer la fotuna familiar que su alcohólico padre había perdido, Norman Osborn creó Osborn Industries, que se especializó en el desarrollo químico. Al lado de su esposa, Emily, quien murió poco después de dar a luz a su hijo, Harry, Norman se enfocó en fortalecer su creciente imperio dejando a un lado la críanza de su hijo, a quién veía como una desilusión. Osborn sufría muchas adversidades a causa del progreso de su compañía, incluyendo el sabotaje causado por su rival Obdiah Stane (enemigo de Iron Man) y problemas internos con su propio compañero, Mendel Stromm. A pesar de todo eso, Norman se unió a un grupo clandestino de industrialistas que creaban súper villanos para que ocuparan la atención del número creciente de héroes disfrazados y los distrajeran de las transacciones ilícitas del grupo. Un temprano intento de usar un suero de súper-fuerza en el empleado Nels Van Adder creó al que sería llamado después, el Proto-Duende. Tranformado en un asesino en serie, Nels trató de asesinar a Norman, pero este terminó por escapar. A pesar de que fue claramente un fracaso, Norman se convenció de que con un poco más de búsqueda llevarían el proyecto al éxito. Usando los escritos que dejó el encarcelado, Stromm, Norman intentó nuevamente crear un suero de súper-fuerza. Aún sin terminar, el verde brebaje explotó, bañando a Norman e introduciéndose en su piel. Mientras estuvo hospitalizado, Norman se dio cuenta que el suero había sido exitoso de alguna forma: Ahora no solamente tenía una fuerza sobre-humana, sino que también se volvió más inteligente. Sin embargo, su poco convincente conocimiento sobre ética y su cordura empezaron a caer. Mostrando mayor tendencia por actividades ilegales, el ahora demente Norman soñó con crear un imperio criminal y fijó al nuevo héroe Spider-Man como su primer objetivo. Secretamente contratando y equipando a los jefes criminales para matar al héroe, Norman siempre quedaba disgustado por los fracasos de sus asesinos.
Tomando el asunto en sus propias manos, Norman opta por convertrse el mismo en un súper-villano. Por un período corto consideró llamarse "Sr. Café", pero tomando como inspiración el color de su suero decidió llamarse a sí mismo El Duende Verde. Por su propia cuenta o como parte de varias co-aliciones como Los Forzadores o El Amo del Crimen, el Duende Verde atacó a Spider-Man una y otra vez, sin saber que el trepa-muros era en realidad el adolescente Peter Parker, amigo de Harry. Eventualmente, Norman se enteró del secreto de Peter, sellando sus destinos como eternos enemigos. Con un nuevo Duende-Deslizador que reemplazó a su original "escoba", El Duende Verde logra capturar a Peter y le revela su propia identidad. Norman fue vencido después de ser arrojado empapado por unos productos químicos hacia unos cables eléctricos, causándole una amnesia. Esto solamente exacebró la inestable mentalidad de Osborn y su mente variaría entre el ahora gentil Norman y el cruel y despiadado Duende Verde. Norman incluso ayudó a Spider-Man a salvar a su novia (en su identidad de civil), Gwen Stacy, de un intento de secuestro planedo por Wilson Fisk, el líder del crimen. El Duende Verde resurgió nuevamente, dos veces en contra de Spider-Man antes de que su personalidad maligna fuera nuevamente sumergida. Volvió hacia adelante nuevamente causado por la drogadicción de Harry y los problemas financieros de Osborn Industries. Norman embarazó a Gwen, ya que quería tener descendientes "dignos". En su viaje a Francia (mientras Peter estaba en Canadá), Gwen dio a luz a dos mellizos, Gabriel y Sarah (que crecían más rápido debido al Suero del Duende Verde). Completamente en control, el Duende Verde secuestra a Gwen (ya que esta amenazó con decir la verdad de sus hijos) y cuando Spider-Man intenta salvarla, la lanza hacia su muerte desde lo alto del puente Brooklyn. Al intentar matar a Spider-Man, el Duende accidentalmente se empala a sí mismo con su Duende-Deslizador. Asumido como muerto, Norman huye hacia Europa, en donde se quedó por muchos años. En su ausencia, una fila de sucesores empezó a emerger, todos enusiastas en continuar donde El Duende Verde original se quedó. Como su padre, Harry Osborn, empezó a perder la establilidad mental, llevándolo a usar el traje de Norman muchas veces. El psiquiatra de Harry, el Dr. Bart Hamilton, trató de usurpar su identidad, cosa que lo llevó a la muerte. Un verdadero y digno sucesor fue Roderick Kignsley, quién descubrió el equipo de Norman y una variante del Suero del Duende Verde, convirtiéndose en El Duende (o Hobgoblin). Durante años atormentó a Spider-Man. Después de que Kingley convenció al mercenario Jason Macendale (alias Jack O'Lantern) a creer que el reportero Ned Leeds era el Duende. Macendale asesinó a Leeds y se adjudicó la identidad de El Duende. Tras un trato con el demonio N'astirh, Macendale se transfromó en un ser más demoníaco. Cuando Macendale y la criatura fueron separados, él y el demonio, el DemoDuende, ambos aterrorizaron a Spider-Man, antes que los dos fuesen asesinados. Habiendo perdido la cordura después de varios intentos de ser un héroe, Harry reasume el nombre de El Duende Verde y una vez más se enfrenta a Spider-Man, pero muere al salvar a Spider-man de una explosion despues de arrepentirse de sus actos. Harry dejó varios artefactos, incluyendo Duende-Desilzadores y tres androides diseñados para destruir a sus enemigos. El joven Phil Urich encontraría estos artefactos y usaría de manera heroica por un período corto la identidad de El Duende Verde.
Durante su exilio, Norman se unió a un grupo selecto de revolucionarios, mientras que criaba a Gabe y a Sarah y los hacía creer que Peter Parker era su padre y el asesino de Gwen. Después de la muerte de Harry, Norman regresa a casa, intentando retomar venganza contra Spider-Man. Atacó a Parker detrás de las escenas durante la terrible experiencia que envolvía a su clon Ben Reilly (en la llamada "Saga del Clon"), quién había regresado después de muchos años de asumido muerto. Reemplazando a la tía de Peter, May por una actriz y manipulando los resultados de las pruebas, lleva a Peter a pensar que él, y no Ben, era el clon. Norman metódicamente intentó destruir todo el mundo de Peter. Después de asumir que había sido derrotado ya muchas veces, Norman trata de forzar a Peter a ser su sucesor. Más loco que nunca, Norman continuó liderando su compañía, ahora llamada Oscorp, pero fue públicamente expuesto como El Duende Verde después de intentar matar a la reportera Jessica Jones, ya su enfurecido novio Luke Cage había derrotado al villano con la ayuda de Spider-Man. Estando encarcelado, Norman forzó a Spider-Man a liberarlo, para que poco después estuviese liderando el grupo de Los Doce Siniestros en su fallido intento de matar al trepa-muros.Norman aún no estaba acabado. Logrando que innumerables crímenes le sean perdonados e incluso llegando a convencer a gran parte de la población que él había sido injustamente culpado de ser El Duende Verde, a Norman le fue encomendado el liderato de Los Thunderbolts, un equipo de súpervillanos forzados a trabajar para el gobierno. Luego de que Spider-Man hiciera un trato con el diablo Mephisto, para que este salvara a su tía a cambio de su matrimonio con Mary Jane Watson, tampoco nadie se acordaría de la identidad secreta del héroe.
A pesar de que el recuerdo de la identidad secreta de Spider-Man fue nuevamente quitado de su mente, la doble personalidad de Norman continuó batallando dentro de él mientras lideraba al grupo; cuando un equipo de telépatas atacó a La Montaña Thunderbolt, Norman nuevamente volvió a usar el traje del Duende Verde. A pesar que Los Thunderbolts sufrieron demasiados fracasos a causa de conflictos internos, Norman personalmente los llevó a la batalla en contra del masivo ejército Skrull. Codo a codo con otros superhumanos, Norman y su gente prevalecieron, con el mismísimo Norman disparando la bala decisiva que acabó con la reina Skrull, Veranke. Ahora un héroe público, Norman ocupa un nuevo rol. A pesar que la invasión había mutilado y desmantelado S.H.I.E.L.D., Norman convenció a sus superiores para que le dejaran revivirlo bajo el nuevo nombre de H.A.M.M.E.R., con él mismo a cargo. Como Iron Patriot, Osborn formó un nuevo equipo de Vengadores, usando a varios de sus antiguos Thunderbolts disfrazados de héroes, usando a Venom como Spider-Man, a Moonstone como Ms. Marvel, a Bullseye como Ojo de Halcón y a Daken como Wolverine, también unió a su grupo a El Vigía y a Ares. Osborn también creó un nuevo equipo de Thunderbolts y formó una secta (llamada Cabal) con el Doctor Doom, Namor, Loki, Hood y Emma Frost. La primera aparicion de Green Goblin es en Amazing Spider-Man #14 (Julio 1964) y es creado por Stan Lee y Steve Ditko.